Si te atrae leer sobre los asuntos del mundo de los talleres concertados de Mutua Madrileña en Fuenlabrada, el que se trata en este texto va a acaparar tu interés.

Los expertos en el ámbito de los talleres concertados de Mutua Madrileña en Fuenlabrada saben de la relevancia de controlar todos los aspectos de la conducción en las circunstancias más adversas, como pueden ser las de la lluvia

En el marco de este fenómeno cuando se produce el aquaplaning, que conlleva que los neumáticos del coche tiendan a flotar sobre los charcos. Como puedes imaginar, los riesgos de este inconveniente son realmente altos, puesto que te hace perder cualquier autonomía sobre la dirección, suspensión y amortiguación.

Por otro lado, puedes anticiparte a este problema procurando un buen mantenimiento de tu automóvil. Este pasará por llevar unas ruedas especialmente acondicionadas para la lluvia. Aparte, recuerda comprobar que el dibujo de las ruedas supere la profundidad de 1,6 milímetros. Gracias a ella logrará desalojar el agua suficiente para que tu coche se abra paso en firmes húmedos sin mayores incidencias.

Además, te conviene moderar la velocidad en estos contextos. Y no solo cuando llueve, sino también horas después de las precipitaciones, dado que las balsas pueden permanecer largo tiempo sobre el asfalto. Así que acuérdate de no sobrepasar velocidades de 60 o 70 km/h cuando atravieses este tipo de superficies.

Pero puede darse el caso de que te encuentres en medio del aquaplaning. Es el momento entonces de mantener la calma. Acuérdate de que no se te ha de pasar por la mente frenar o acelerar, puesto que generará descontrol al salir del charco. Sujeta el volante con la máxima fuerza, en la posición en la que entraste a la balsa.

En Talleres Los Llanos esperamos tu visita para que podamos ayudarte a prevenir los efectos del aquaplaning.